Transforma tu salud, tu cuerpo y tu mente.

De Huevos, Excusas Y La Importancia De Esforzarse Más

ESCRITO POR Autor.Buenas prácticas, Motivación Personal, Nutrición Al Dente.0 Comentarios

Desde el momento en que sabía que mi familia y yo nos íbamos a mudar en Julio, había una tremenda duda rondando mi cabeza…

¿Iré a encontrar huevos orgánicos? 🙂

esforzarse-masComerme unos 3 huevos orgánicos (revueltos) con una taza de verduras ha sido siempre uno de mis desayunos saludables favoritos, y no quería que eso llegara a terminar.

Viviendo en Europa siempre tuve la fortuna de encontrar hasta 2 o 3 marcas diferentes de huevos provenientes de gallinitas comedoras de pasto e insectos, que me brindaban todas las semanas una excelente calidad de proteínas y grasas saludables.

Y al volver hace unas 5 semanas… mi preocupación se hizo una realidad.

Probé todas las marcas de huevos de todos los supermercados cercanos, uno tras otro, y todos los huevos salían iguales…

– Con la clara super transparente
– Con la yema pálida
– Con la cáscara súper frágil
– Y una gran ausencia de sabor

Este tipo de huevos no sólo no se disfrutan, sino que son terribles para la salud.

¿Por qué?

Porque vienen de gallinas alimentadas a base de granos, maíz y soya. Viviendo en condiciones terribles y hasta posiblemente tratadas hormonalmente.

Estas condiciones hacen que la calidad de nutrientes de sus huevos sea muy baja e influya negativamente en nuestra salud (aumento del colesterol malo, disminución del colesterol bueno, etc)

En cambio, comer huevos de gallinas que basan su alimentación en pasto, insectos, lombrices, etc (como la naturaleza lo ha querido), te darán una excelente calidad de nutrientes que al contrario de lo que muchos creen, DISMINUIRÁ tus niveles de colesterol malo y AUMENTARÁ tus niveles de colesterol bueno.

¿Es lógico no?

Es como comparar la salud de una persona que come verduras, frutas y carnes magras, contra una que come comida rápida, azúcar, comidas procesadas, etc.

Ponte a pensar en eso.

Casi Me Di Por Vencido

Volviendo al tema de mi búsqueda por estos huevos orgánicos, casi me había dado por vencido y me había resignado a comer de los otros.

Los pálidos e insalubres, sencillamente porque no había de otra, “no tenía otra opción”.

Casi me convencí a mí mismo de que tales huevos no habían en este pueblo y nunca los iba a encontrar.

Y esa mentira fue creciendo más y más en mi cabeza.

Pero un día, y gracias a mi esposa que me ayudó a investigar, oyó de un supermercado que quedaba un poquito más lejos (había que agarrar bus) donde TAL VEZ habían de estos huevos.

Y fuimos, ¡y sí habían!

Entre todas las marcas que habían (y que ya me conocía bien) había una de huevos traídos todas las mañanas de una granja cercana.

Los compramos para ver si era cierto y todos los huevos tenían:

– La clara un poquito oscura (como tirando a naranja)
– La yema bien anaranjadita
– Una cáscara más firme de lo usual
– Y un sabor.. WOW!

El precio por ellos es un poco más alto de lo que pagaba antes, pero estoy FELIZ de haberlos encontrado puesto que ya no tendré que darle a mi cuerpo huevos de mala calidad, podré volver a darle huevos que mejoren mi salud y podré seguir con mis buenas prácticas saludables.

Ya que después de todo mi salud es una de mis prioridades más altas, porque si YO estoy saludable, podré estar ahí para mi familia cuando me necesiten sano, fuerte y lleno de energía.

Y aparte que la vida se disfruta más de esa manera 😉

¿Y a mi qué?

Y seguro te estás preguntando

… “Bueno ¿y a mi qué me importa todo esto?

Este mensaje de hoy lo escribo porque todas las semanas recibo correos o mensajes en Facebook de personas que aparentemente quieren llevar una buena alimentación, pero que “no encuentran muchos alimentos saludables” o porque “los que encuentran son caros”.

Y esto, si me preguntas, es llenarse de excusas.

Porque…

… Tú puedes esforzarte un poquito MÁS por encontrar buenos alimentos.

… Es hora de dejar de comprar los alimentos baratos, de mala calidad y que están empeorando tu salud

… Es hora de invertir en lo que VERDADERAMENTE es importante para ti. No tu carro, no tu casa, no tu iphone o iPad… tu salud.

Siempre siempre habrán excusas y limitaciones mentales que no nos dejen dar un paso más en nuestro progreso, pero está en nosotros salirnos de nuestra cómoda y fácil realidad, y hacer ESO que nos saque de nuestra zona confort.

El día de hoy puede ser con un cartón de huevos orgánicos que no consigas, el día de mañana puede ser con “no tener tiempo suficiente” para hacer ejercicio…

(Porque ya sabemos que eso se soluciona fácil)

Así que ya sabes, cuando no encuentres algo que necesites para mejorar tus alud, esfuérzate un POCO más y verás que lo encontrarás, de una u otra forma.

El que persevera alcanza.

Y si no lo encuentras del todo, aléjate de su versión bizarra y no saludable.

Porque al menos eso puedes aprender a hacer: A decir NO.

Finalizando

¿Te ha pasado algo similar donde no hayas encontrado algo bueno para tu salud pero que esforzándote un poquitín más hayas podido encontrar?

Deja tu respuesta en los comentarios y ayúdame a demostrar que cuando se quiere, se puede!

Añade Un Comentario

COPYRIGHT © 2017 | Cuerpo Al Dente